ÁNGEL PIÑERO TEJERO  I  ARQUITECTURA & DISEÑO 

  • Blanco Icono de Instagram
  • Blanca Facebook Icono
  • Blanco Icono LinkedIn
  • Blanco Icono de YouTube
1/15

3 VIVIENDAS VPO

MONTORO, CÓRDOBA

Se proyecta un pequeño conjunto de viviendas en una de las parcelas libres existentes en el límite de la población con el vacío del meandro del río, en el interior del municipio andaluz de Montoro.

Se plantea un conjunto esponjado donde predomina el vacío sobre el lleno y se presta especial atención al encaje con la orografía del terreno y con el resto de los elementos del conjunto urbano. La sensibilidad con el entorno y su conocimiento no lleva consigo la mímesis con las formas tradicionales de construcción de las viviendas existentes ni con las dimensiones de sus ámbitos.

 

El programa consta de tres viviendas para una pareja con un hijo, de forma que existe una zona común a las tres que permite una transición entre los espacios públicos exteriores a la parcela y los interiores de cada vivienda. Se plantea, pues, una forma de vivir contemporánea en el municipio de Montoro sin por ello tener que recurrir directamente a la imagen o forma de construcción tradicional de los modelos arquitectónicos ya conocidos, por lo que se detectan cuáles son las “comodidades” prescindibles e imprescindibles que se encuentran en los actuales estándares de vivienda y cuáles son necesario incorporar. Se trabaja partiendo de la sección del conjunto, donde cobra importancia la relación con la calle de acceso y la inferior, para la que se plantea como punto de partida una solución con un muro de piedra como zócalo, que alberga vegetación. 

Tras un análisis de los espacios exteriores incorporados a cada vivienda, se procura que muchas de las funciones básicas se desarrollen en esos espacios libres anexos. Las vistas desde el volumen resultante hacia el río y el paisaje se consideran un punto de partida del proyecto, imprescindible en la resolución de sus espacios interiores, siendo estos elementos intangibles los factores mas importantes del alma del proyecto.

Atendiendo a la situación de la parcela cobran especial importancia la orografía existente así como la medianería colindante, hechos a tener en cuenta a la hora de la proyección de la nueva vivienda. También cobra relevancia la imagen de la nueva fachada que se proyectará al paisaje así como la permeabilidad entre la calle superior y la inferior.

La adaptación con las distintas cotas de la parcela se resuelve gracias a la implantación de dos volúmenes tipo dúplex que conectan las dos calles que delimitan la parcela y que albergan espacios interiores que se proyectan para uso común de los usuarios.

 

La introducción de una tercera pieza otorga una sensación de conjunto que permite que el proyecto pueda leerse como un único volumen y no una sucesión de piezas. El elemento superior, ademas de otorgar un tipo alternativo de vivienda al conjunto, permite generar un espacio de entrada necesario para la accesibilidad del proyecto.

 

Las vistas, la luz y las posibilidades sociales de estrechar relaciones colindantes con otros usuarios propician la creación de espacios comunes que le otorgan a la intervención una alternativa a la vivienda social común actual y propone un nuevo concepto que fomenta la habitabilidad entre usuarios de una misma vivienda.